19 de abril de 2010

Santo es su Nombre



(Escuchar aquí)

"Proclama mi alma la grandeza del Señor,
se alegra mi espíritu en Dios, mi salvador;
porque ha mirado la humillación de su esclava.

Desde ahora me felicitarán todas las generaciones,
porque el Poderoso ha hecho obras grandes por mí:
su nombre es santo,
y su misericordia llega a sus fieles
de generación en generación.

El hace proezas con su brazo:
dispersa a los soberbios de corazón,
derriba del trono a los poderosos
y enaltece a los humildes,
a los hambrientos los colma de bienes
y a los ricos los despide vacíos.

Auxilia a Israel, su siervo,
acordándose de la misericordia
-como lo había prometido a nuestros padres-
en favor de Abrahán y su descendencia por siempre".

(Lucas 1, 46-55).

______________________________

Holy is His Name es una canción de John Michael Talbot, reconocido cantante norteamericano de larga trayectoria en la música cristiana. Este canto pertenece a su disco "For the Bride" (1981). Con más de 50 discos a su haber, John y su música han dejado huella en el corazón creyente de muchos y muchas personas. Puedes bajar la letra y los acordes aquí (Holy is his name).

17 de abril de 2010

Dejarme hacer



(Escuchar aquí)

"El Señor dirigió esta palabra a Jeremías: - Baja en seguida a la casa del alfarero; allí te comunicaré mi palabra. Bajé a la casa del alfarero, y lo encontré trabajando en el torno. Si se estropeaba la vasija que estaba haciendo mientras moldeaba la arcilla con sus manos, volvía a hacer otra a su gusto.

Entonces el Señor me dijo: - ¿Acaso no puedo yo hacer con ustedes, pueblo de Israel, igual que hace el alfarero? Oráculo del Señor. Como está la arcilla en manos del alfarero, así están ustedes en mis manos, pueblo de Israel" (Jeremías 18, 1-6).

Dejarnos hacer por Dios... una y otra vez. Necesitamos como Iglesia ponernos en sus manos con sencillez y docilidad para ser moldeados a su imagen, para volver a ser luz entre los hombres; antorchas que mantienen viva la frescura del Evangelio y dan testimonio de la presencia de Jesús Resucitado entre nosotros.

Pedimos esta gracia del abandono, ayudados por las palabras de Charles de Foucauld:

"Padre, me pongo en tus manos. Haz de mí lo que quieras. Sea lo que fuere; por ello te doy gracias. Estoy dispuesto a todo. Lo acepto todo, con tal de que se cumpla tu voluntad en mí y en todas tus criaturas. No deseo nada más, Padre. Te encomiendo mi alma, te la entrego con todo el amor de que soy capaz. Porque te amo y necesito darme, ponerme en tus manos sin medida, con infinita confianza, porque tú eres mi Padre".

_______________________________

Dejarme hacer es una canción del grupo Ixcis, conjunto católico español de larga trayectoria. Este canto pertenece a su disco "Al otro lado del mar" (1999). Puedes bajar la letra y los acordes aquí (Al otro lado del mar). Además, puedes bajar la música de todos sus discos en esta dirección (Discografía completa). Anteriormente en este blog, otra de sus composiciones (Bienaventurados).

3 de abril de 2010

Pregón Pascual



(Escuchar aquí)

Cristo Jesús, que por amarnos murió, resucitó de los muertos. Esta es la condensación más grande de nuestra fe (Hch 10, 34-43). Esta es la promesa cumplida del amor del Padre y el fundamento último de la esperanza más honda y radical del ser humano.

Jesús, el Señor, está vivo. Su amor fue más fuerte que la muerte.

En este día se hacen nuevas todas las cosas; se alegra el cielo y se goza la tierra (Salmo 95, 11), todo se llena de una luz brillante y generosa. Se disipan las tinieblas y se alejan los miedos. Es la Pascua, el paso de Dios derribando a los soberbios y enalteciendo a los humildes, como lo había predicho desde antiguo.

Este es el tiempo de gracia que lava las culpas y ofrece al triste consuelo. Es nuestra fiesta, nuestra alegría; sepultados con Cristo, renacemos a la vida del Reino. Jesús, nuestra Pascua, muriendo ha destruido nuestra muerte y resucitando a restaurado nuestras vidas para siempre.

Hoy rompe la clausura
del surco empedernido
el grano en él hundido
por nuestra mano dura;

y hoy da su flor primera
la rama sin pecado
del árbol mutilado
por nuestra mano fiera.

Hoy surge, viva y fuerte,
segura y vencedora,
la Vida que hasta ahora
yacía en honda muerte;

y hoy alza del olvido
sin fondo de la nada
al alma rescatada
y al mundo redimido.
____________________________

El Pregón Pascual en esta versión una adaptación del tradicional himno del Exultet publicado por el Cantoral litúrgico de la Conferencia Episcopal española. Utiliza una melodía tradicional alemana, aquí modulada y trabajada con ritmo chileno para su uso pastoral. Cantan Teresa Larraín y Cristóbal Fones, SJ. Puedes bajar la letra y los acordes aquí (Pregón Pascual).